viernes, 28 de diciembre de 2012

Dame Veneno


Título original: Dame veneno
Año: 2007
País: España

Dirección: Pedro Barbadillo
Guión: Pedro Barbadillo & Luis Clemente
Producción: Gervasio Iglesias & Lara Sastre  
Fotografía: Alex Catalán
Montaje: Chari G. Chaza 
Reparto: Rafael Amador, Raimundo Amador, Rafael 'Manglis' Cobo, Rafael 'Bizco Eléctrico' García, Antonio 'Tacita' Moreno, Ricardo Pachón, Juanjo Pizarro, Juan 'El Camas' Romero, Kiko Veneno… 

la otra movida

Volando voy, volando vengo. Por el camino yo me entretengo. Enamorao de la vida aunque a veces duela, si tengo frío busco candela. Señoras y señores, sepan ustedes, que la flor de la noche es pa' quien la merece. Enamorao de la vida aunque a veces duela, yo no sé quién soy ni lo pretendiera. Porque a mi me va mucho la marcha tropical y los cariños en la frontera, me van.

Estrofas del que quizás sea el más popular de todos los temas de un movimiento invisible, que no silencioso, o, al menos, no demasiado conocido y que por no tener, no tiene ni siquiera nombre, a no ser que aludamos al de su banda insignia: Veneno. Porque no todo fue movida, y no todo pasó en Madrid. Aunque la movida madrileña sea el más conocido de los movimientos culturales que surgieron con la llegada de la democracia, no fue el único. En Sevilla también se movían cosas en torno a un payo hippie que se juntaba con gitanos. De origen catalán, pero criado en Andalucía desde muy joven, Kiko Veneno sería, junto a los hermanos Rafael y Raimundo Amador, la pieza clave de este venenoso duende que te atrapa y te encandila.

No importa que no te guste el flamenco, ni siquiera que tienes que estar familiarizado con bandas y artistas como Veneno, Camarón de la Isla, Pata Negra o el propio Kiko Veneno. Pero seguro que eres capaz de reconocer temas y canciones que han quedado incrustados en la memoria emocional de varias generaciones. Los delincuentes, Ratitas divinas, La leyenda del tiempo y, sobre todo, Volando voy son canciones que habrás incluso tarareado sin saber exactamente quienes las hicieron posible. Puede que los discos que publicaron en aquella época no tuvieran el éxito y la repercusión que tienen ahora, pero tal y como dice Ricardo Pachón, el que fuera su productor  "el tiempo se encargaría de darles la razón".

Publicado originalmente en 400 Films


(...) Me atrevo a sugerirle a Barbadillo que quizás debería platearse seriamente picotear en la videocreación. No sólo porque por el ritmo de su película, que no decae en ningún momento y consigue mantener el interés, incluso de un espectador profano en las lides del flamenco, sino por esas deliciosas animaciones que salpican la narración, cual auténticos y originales videoclips de algunos de los fragmento musicales que ilustran la narración. (...)

Publicado originalmente en 400 Films