martes, 13 de abril de 2010

Furia de titanes

Título original: Furia de titanes
Año: 2010
Nacionalidad: EE. UU.
Dirección: Louis Leterrier
Guión: Travis Beacham, Phil Hay & Matt Manfredini, basado en un guión previo de Beverly Cross
Producción: Kevin De La Noy & Basil Iwanyk
Fotografía: Peter Menzies
Música: Ramin Djawadi
Montaje: Vincent Tabaillon & Martin Walsh
Diseño de producción: Martin Laing
Director artistico: Patricio M. Farrell, James Foster & Troy Sizemore
Decorados: Anna Pinnock
Vestuario: Lindy Hemming
Reparto: Sam Worthington, Liam Neeson, Ralph Fiennes, Jason Flemyng, Gemma Arterton, Alexa Davalos, Tine Stapelfeldt, Mads Mikkelsen, Luke Evans, Izabella Miko, Liam Cunningham, Hans Matheson, Ashraf Barhom, Mouloud Achour, Ian Whyte, Nicholas Hoult, Vincent Regan, Polly Walker, Katherine Loeppky, Luke Treadaway, Pete Postlethwaite, Elizabeth McGovern, Sinead Michael, Ross Mullan, Robin Berry, Graham Hughes, Martin McCann, Rory McCann, Adrian Bouchet, Kaya Scodelario, Alexander Siddig, Tamer Hassan, Danny Huston, William Houston, Jamie Sives...
pa' cagarla lo hacemos a lo grande
No creo que a nadie le quepa ninguna de que cuando en 1981 se estrenara Furia de titanes (Clash of the Titans, 1981, Desmond Davis) su éxito se debiera, única y exclusivamente, al encanto de los maravillosos efectos especiales de Ray Harryhausen y a la renovación de la estética kitsch imperante en los años ochenta. Luego la primera (e innecesaria) pregunta que me planteo, incluso desde el primer momento en el que veo el trailer, es si era necesario un remake de tan entrañable producto. La respuesta es, obviamente: no.
Por ello mismo no voy a perder el tiempo -ya lo hice en la sala de cine- en comentar esta prescindible producción norteamericana, tan sólo destacaré sus defectos y sus virtudes:
DEFECTOS:
- Ninguna sensación de estar en Grecia en ningún momento.
- Señoras maquilladas como puercas… esto más parece un peplum que una "moderna" película de griegos en 3D.
- Dioses vestidos como si estuvieran en la Edad Media.
- ¿Cuantos guionistas se necesitan para hacer un guión de una película que ya está hecha y hacerlo mal?: tres. 
- Helechos en Grecia. ¿Me he equivocado de sala y estamos en Sherwood y va a aparecer Robin Hood detrás de un árbol?
- Guerreros griegos caracterizados de vikingos.
- ¿Un sable laser mezclado con Excalibur? Realmente creo que algunos directores deberían dejar de ver cine y de leer cómics.
- Sam Worthington no tuvo un respiro tras el rodaje de Avatar, por eso no pudo dejarse la melenita. Por cierto, pareciera que fuera a especializarse en interpretar personajes carentes de personalidad que siempre les tienen que decir lo que tienen que hacer.
- ¿Alguien entiende la broma del búho? ¿Quieren decir con eso que no les gusta la versión de 1981? ¿Entonces porqué hacen esta?
- El hecho de que su director, Louis Leterrier, sea francés (y por extensión europeo) no aporta ni clase ni cultura ni distinción alguna. Tampoco trasluce que sea hijo de una diseñadora de vestuario ni de un director de cine... Bueno, lo primero quizás sí, pero no para bien, sino para un uso excesivo de las telas...
- En las "universidades" en las que enseñan "cine" como en la NYU (New York University), donde estudiara Louis Leterrier -si es que fue a clase- deberían obligarles a leer al menos un libro, quizás con eso sea suficiente como incentivo para los que merezcan la pena y como desmotivación para los insoportables irremediables.
- Que conste que pienso verme de un tirón The transporter (2002, Louis Leterrier) y Transporter 2 (2005, Louis Leterrier), pero sólo porque sale Jason Statham, que está buenísimo. Danny the dog (2005, Louis Leterrier), puede resultar simpática, pero sólo si tienes un día aburrido. 



- ¿Por qué cuestionan los personajes la existencia de los dioses si se manifiestan tan claramente? ¿Acaso son imbéciles que no creen ni lo que ven? No entiendo esta premisa de la película... No entiendo nada.
- No voy a hacer comparaciones con la versión de 1981 porque saldría perdiendo desastrosamente la de 2010.

- Por favor, que cambien la foto del señor Leterrier en IMDB, la pluma se le sale a borbotones y transmite una ausencia absoluta de inteligencia.
- Alguien va a tener que tomarse en serio la frase de Spyros (Pete Postlethwait):"¡Algún día alguien va a tener que decir basta!".
- El botox de Liam Neeson no tiene precio!!!
VIRTUDES:
- Es corta. Aún así es demasiado larga.
- La ausencia de guión alguno (ni diálogos ni acciones coherentes).
- Enternece el homoerotismo que se desprende a lo largo de toda la película. La pederastia, como la entendían los griegos está perfectamente representada en Eusebios (Nicholas Hoult), aunque la ausencia de otros compañeros de sus edad implica que se follaba a todo el regimiento… Recordad que los guerreros griegos trabajaban por parejas en las que uno era el maestro(errantes), con su barbita, y otro el alumno (erómenos) con una diferencia de edades de unos 10 años.
- Es muy oportuno que una parte fuese rodada en las dunas de Maspalomas (Gran Canaria), unas playas llenas de gays, sarasas, maricas, maricones, julandrones y homosexuales de todas clases y especies: activos, pasivos, versátiles, travestis, afeminados, machos, osos, cazadores, lederones, fetichistas, musculocas…
- El magnífico reproche de Zeus a su hermano Hades a lo "tu no me mandas", pero sin gesto de negra chunga... 
- Resulta irónico que le das a una marica la posibilidad de hacer cine comercial a lo bestia y acabe haciendo cine para hombres heterosexuales (y no lo digo sólo por Leterrier). 
- Con algunas mujeres pasa exactamente lo mismo: véase  Kathryn Bigelow.
- El magnífico asesoramiento de Sara Montiel en lo que respecta a la fotografía para los planos de Liam Neeson no tiene precio!!!